La justicia es para todos

Algunos peruanos aún piensan que la justicia no es igual para todos en este país. Admito que no puedo aseverar lo contrario, pero definitivamente puedo sostener que ha habido un gran progreso. Quién diría hace 20 años que, en Perú, un expresidente podría ser enjuiciado y encarcelado. Ahora eso es posible y es un avance para la justicia de nuestro país.

Ayer se dictaminó que Crousillat deberá volver a prisión y cumplir los dos años de cárcel que le quedaron pendientes. Esto me parece un triunfo para la justicia peruana, porque no se ha permitido que un individuo que se libró de prisión mintiendo y buscando causar lástima se burle de la Justicia, del Presidente y de todos los peruanos. Crousillat, además, a mi parecer, representa a un entorno que en tiempos de Fujimori aprovechó su posición económica y social para beneficiarse a costa de los demás. Ahora está preso. Esto da indicios de que ahora cualquiera puede terminar preso en Perú. En otras palabras, ya hay indicios de que en Perú, la justicia sí puede ser igual para todos.

Evidentemente, aún hay mucho por mejorar. Soy consciente de los miles de detenidos que hay aún esperando un juicio. También soy consciente del pésimo estado de las prisiones de nuestro país. Soy consciente de los engorrosos trámites en el Poder Judicial. Y soy testigo de los criminales que salen de una carceleta ni siquiera 24 horas después de haber sido detenidos. No obstante, incluso considerando las variables anteriores, veo que hay una luz en el horizonte. Nuestra justicia sigue siendo precaria, pero ya no está en pañales. Es más, con el juicio a Fujimori, sentamos un precedente en el mundo. Todos los noticieros del mundo transmitieron que en un país sudamericano en vías de desarrollo se estaba sentenciando a un expresidente. Hemos recibido felicitaciones por este hecho y somos ejemplo para otras naciones donde la justicia está aún en extremo parcializada.

Me gustaría mencionar, solo como anécdota, que en Estados Unidos, donde muchos asumen que la justicia es imparcial y en donde todos creen que impera la democracia, ocurrió el escándalo de Watergate. Aquí el presidente Nixon, quien era Republicano, usó a la CIA y fondos del gobierno para sabotear la campaña de los Demócratas. Hubo muchas intercepciones telefónicas, muchas grabaciones a escondidas, muchos pagos por debajo de la mesa: mucha corrupción. Una vez que quedó al descubierto que el presidente de los Estados Unidos estaba involucrado en el complot, el Congreso le quitó su voto de confianza y tuvo que dimitir. Evidentemente, se le quiso hacer un juicio y una investigación a fondo para descubrir toda la red de corrupción que él armó. Sin embargo, la primera acción del presidente que sucedió a Nixon fue concederle un indulto. ¿Por qué indultó a Nixon, quien era indudablemente culpable? Por una amistad antigua, por dinero, por amenazas… En fin, por indulto presidencial, Nixon ya no sería investigado y la justicia y democracia norteamericanas quedarían manchadas para siempre.

Entonces, habiendo considerado los errores de la justica de un país desarrollado y democrático, nos podemos dar cuenta de que la justicia peruana no es despreciable. Hay muchísimo que mejorar, pero no todo está perdido. Se ha avanzado mucho y se avanzará más. Recuerdo que cuando era niño, vi por televisión el juicio sobre el caso Utopía. En él, la madre de una de las víctimas, rabiosa por la injusta sentencia que se dictaba, exclamó: “Maldigo la hora en que nací peruana”.

En mi opinión, ella tiene muchas razones fuertes para sentirse dolida y perjudicada, pero eso no deberá nunca dar la imagen de que no existe justicia en Perú o de que solo existe para quien paga más por ella. Como mencioné antes, el caso Fujimori y el caso Crousillat nos demuestran que en lo que respecta a la justicia peruana, hay una luz en el horizonte.

Por Gary Gonzales León

ESCRIBA UN COMENTARIO ACERCA DE ESTE ARTICULO AQUÍ

Esta entrada fue publicada en Actualidad, Comunicaciones, Economía y Finanzas, Eventos, Filosofía, Política, Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s